domingo, 18 de mayo de 2008

teenagers




Tengo una adolescente en casa, que me alegra la vida con piropos como:"eres como eslastic-girl , pero arruga- girl mamá”, me dice apretujándome la barriga, mientras estoy plácidamente de domingo tumbada en mi cama, leyendo; yo intento hacer como que me resbala, pero miro de reojo y pienso ¡aaaarg ¡..que razón tiene¡, ella casi siempre tiene razón, porque viene de vuelta y todo lo sabe. ¡Qué seguridad! A veces me da envidia ; porque yo todo el rato pienso si me estoy equivocando; en el trabajo, con mis hijos, como pareja y hasta con el regalo del día del Padre.

Ella no va más allá. No se complica, La vida tiene pocos matices .

Sin embargo , le preocupan cosas que yo a su edad ni me planteaba. Quiere destacar en algo, no ser mediocre,( y pienso: “pues a mí no querrá parecerse”) … quiere estudiar fuera, (mientras más fuera, mejor), conocer mundo, gente distinta, no tiene miedo a lo desconocido, y si lo tiene , lo disimula.

Es evidente que las cosas no son como antes.

Actualmente : preadolescencia : etapa de los 11 a los 13 años, en la que los hijos castigan a sus padres y les intentan hacer la vida imposible.

Antes: etapa inexistente..


Actualmente: adolescencia: etapa entre los 13 y los 17 en la que los hijos castigan a sus padres y les intentan hacer la vida imposible.

Antes: era la llamada “edad del pavo”, etapa en la que los padres castigaban a sus hijos y les intentaban hacer la vida imposible. Y cuando el insurrecto se ponía un poco pesado, el pater famili sólo sabía decir: “mientras vivas bajo mi techo harás lo que yo diga.” O esa de “ya están los pájaros contra las escopetas”, que te recordaban que a tu padre se le podía escapar” la munición” en cualquier momento.

Ahora, hemos pasado justo al polo opuesto, no tenemos término medio. Nos da miedo que se enfaden . Los hijos deben tener derechos , por supuesto, pero también han de tener deberes.

Permitiendo y dando todo a nuestros hijos, creamos personas incapaces de valorar nada, con tolerancia a la frustración ,cero. Vamos , unos amargados de la vida…

Sin embargo, hay cosas que han permanecido inalterables a lo largo de la historia y que son la esencia de esta etapa:




1.-Mentir a los padres, y si no mentir, ocultar información.




2.-Practicar cualquier cosa prohibida o poco saludable .




3.-Mantener su habitación en un caos tremebundo.





4.-Caminar arrastrando los pies y el mentón pegado a la barbilla, con total desidia, emitiendo gestos reprobatorios y sonidos como , !tch¡,! jooo!, ¡fhhh!.





5.-Reir sin ton ni son.





6.-Llorar sin ton ni son.





7.-Hablar con jerga rara.





8.- Que son inmortales.





9.-Que no los entiendes y les estás amargando la vida.





10.-Que sus padres nacieron con 40 años, una hipoteca y bigote. ( esto último tengo que reconocer que en mi caso es verdad, según mi madre, al nacer tenía pelos hasta en las orejas)





11.-Que cada día su cara sufre monstruosas transformaciones,. o les ha crecido la nariz o se han reproducido los granos…


Vamos, que en lo básico son prácticamente iguales. Otros 16 , pero los mismos 16. El problema no son ellos, somos nosotros. Parece que queremos ser mejores padres siendo más permisivos, en vez de más cariñosos. Dando más cosas, en vez de más tiempo.

Yo creo que ellos están deseando hablar, pero les regalamos el i-pod , les conectamos los cascos y así no hay forma…








8 comentarios:

A las 19 de mayo de 2008, 17:36 , Anonymous Anónimo ha dicho...

La verdad es que comento solo para animarte a que sigas escribiendo porque no dices mas que verdades como puños con ese tono satírico que a tod@s nos encanta...

 
A las 20 de mayo de 2008, 10:19 , Anonymous Mahadi ha dicho...

Bueno, por fín. A ver si te pones las pilas, bonita, que ya estás comprometida con todos estos blogueros y no nos puedes abandonar así por las buenas durante tanto tiempo. Qué seriedad es ésta?
Y muy bien. Se hizo esperar, pero muy bien. Yo estoy en la "preadolescencia" (yo no, claro; ojalá, je) y lo vivo día a día. Sólo de pensar que me queda todavía la adolescencia, me dan los siete males.
Venga, a escribir, que ya estamos esperando el siguiente.
Enhorabuena, máquina.

 
A las 8 de diciembre de 2008, 23:15 , Anonymous Anónimo ha dicho...

Cristiano Campos Neves

 
A las 17 de diciembre de 2008, 20:58 , Blogger baballa ha dicho...

Hola acabo de descubrirte y aqui me tendrás fiel lectora...yo soy de las madres de antes o eso intento creo que tanta permisividad no es buena... lo que dices derechos y deberes... pasate por mi blog... tengo dos de tres y medio y dos y me da pavor lo de la adolescencia!!

 
A las 16 de enero de 2009, 13:21 , Blogger Aitana ha dicho...

Ojala cuando yo tenga hijos adolescentes sea igual que fue mi madre conmigo. Opino como tu creo que se paso de un lado al otro sin termino medio y las consecuencias las estan pagando los hijos.
Me ha encantado encontrar tu blog

 
A las 31 de enero de 2011, 14:42 , Anonymous Anónimo ha dicho...

pero como es que has dejad de ecribir!!! Vuerrrrve!!!!
RBN

 
A las 13 de septiembre de 2011, 7:31 , Blogger Natalia Q8 ha dicho...

Jo MJ, tus temas son de lo mas actuales y nos sirves de inspiración así que hazte un tiempito en tu apretada agenda y retoma tu blog. Besos
NO encuentro las aopiniones de E A en el Diario de avisos...¿?

 
A las 16 de mayo de 2012, 22:33 , Anonymous Anna ha dicho...

que etapa que a mi me parece tan lejana, y que razón tienes con lo de los tópicos que se repiten generación tras generación.

 

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal